24 mayo 2006

Para os meus anxos




Sin conformismo siempre queda el residuo de la esperanza,
por osada e intrépida que parezca,
o lejana, o inalcanzable, o efímera, o....inmensa.

No haré míos los muros de una carcel indolente e impuesta
no seré inerme al cajón del olvido,
por muy profundo que sea o que parezca,
no cumpliré condena de abandono,
ni limpiaré heridas prestadas.

Elijo:

Ser empuje a paradojas y secretos manifiestos,
rozar y sentir cada tiempo intentado,
sin cadenas ocupar el trono de mis fantasías inquietas.
Hacer acopio con mis fuerzas de flaqueza
exhalando a quien no quiso ser confesado,
con la caricia combativa de mi alma satisfecha.

Efímera. Olimpia


Quiero abrazar y dar mi cariño de una manera muy especial a mis ángeles terrenales, que de una manera u otra, siempre los siento conmigo y que por distintos motivos se sienten apagados.
Quiero compartir este poema de Olimpia, para que acompañando a la belleza entre también la fuerza y esperanza, la ilusión y la resolución en cada uno de vosotros y vosotras.

Mucho amor, siempre.

7 comentarios:

almena dijo...

La elección de Olympia es la esperanza, el inconformismo, la lucha...

La única elección -aún difícil- cuyo camino llega a la meta.

Un abrazo (para ella y para ti)

ZenyZero dijo...

Siempre te veo irte. Y regresas.
Esa es mi cárcel indolente,
no tenerte, quererte sin verte,
imaginarte, soñarte. Leerte.

Mi paradoja es la condena
de un secreto a voces,
de un tatuaje indeleble
de luz de plasma, de esperanza,
de ilusión y de belleza.

Y hoy me siento encendido
aunque nos duela el alma
y la rodilla iquierda.
Y sea de noche y el sol se vaya.

Un abrazo.

Pogona Vitticeps dijo...

Y es que, la esperanza, es muxas veces la diferencia entre vivir, y morir.


besos

Simplemente Olimpia. dijo...

Rojo; rojo es el color de mi rostro, por verguenza...si ya era para mí un honor tu compañia, el que hayas querido poner esas palabras en tu blogs, ha sido toda una dádiva, un regalo, habitar ese espacio en tu mundo. Esas palabras te pertenecen, dejaron de ser mias desde el mismo momento en que quise decirtelas y las entregé a tu mirada. Está siendo dificil continuar... y ser.
"Existiré mientras me piense, pero viviré en tanto yo quiera y como yo desee"
Con ahínco.
Agradecida siempre, Olimpia.

Esmeralda dijo...

Vivir ilusionados. Con el pensamiento romántico de que ese dia llegará. La promesa se cumplira, etc. Nos hace más humanos. Y nos mantiene la luz del alma encendida.

Muy lindo. ;)

Autómata 34 dijo...

mil gracias,,,como siempre, para siempre


Mil besos

Susy dijo...

Que los sueños, los deseos y las esperas te regalen certezas.

Un abrazo

En archivo