20 mayo 2010

Vós


Miráme,
suavemente,
lentamente







¿No se da cuenta?
Vós sós la fruta y la sazón.
En su fragancia
las alboradas celebran,
a diario,
la fresca dicha del vivir.
Ciñáme de alegría,
para que mi verbo
os halle mejor;
para que mi beso
os beba en amor.


9 comentarios:

Tempero dijo...

¿Por qué acentuás el 'sos' y el 'vos'? En teoría no llevan el acento y tu vas y lo ponés.
¿Tu verbo es una metáfora?

mirada dijo...

Implícita, Manuel, implícita metáfora.
Deseo que el vos y el sos se lea lento, se digan con lentitud....de ahí que los recalque.
Biquiños.

P.D: Te he sentido muy porteño

Jauroles dijo...

Pues los acentos hacen su efecto.

Saludos.

gaia07 dijo...

Es difícil darse cuenta en un mundo tan tumultuoso y enajenante de esa maravilla qué somos para el otro.

Y es una suerte que alguien como tú nos lo recuerde constantemente.

Un montón de besos.

yole dijo...

Yo creo que tus besos también tienen acento, ¿verdad?

Besos acentuados.

isla dijo...

"Cíñame de alegría... para que mi beso os beba en amor.."

Qué bonito... es tan bonito el sonido de estos sentimientos que hasta los oídos se relamen...que bonito Mirada.. que bonito...

Bicos neniña
Isla

Ogigia dijo...

qué bien elegida la Lempicka, es que me gusta mucho,Miradita

El Desbrozador de Fantasía dijo...

Tus palabras maduran, revolotean, se posan, dicen muchas cosas...
Me ha parecido genial el motivo de los acentos.

ybris dijo...

Aquí y en Buenos Aires la mirada lenta y suave es subyugante, avasalladora, arrolladora, sublime.
Un beso que nos sorbe líquidos.

Besos.

En archivo